Bancarrota

¿Qué pasa si un banco quiebra? FOGAIN y Fondo de garantía de depósitos (FGD)

«Si un banco quiebra, ¿pierdo todo mi dinero?» es una pregunta muy común que, como inversor o cliente de un banco, debes saber la respuesta.

Todo pasa por unos mecanismos de compensación llamados FOGAIN y Fondo de garantía de depósitos (FGD) que vamos a explicar en este recurso.

Entenderlos sólo te llevará 5 minutos de lectura y aprenderás cómo funcionan tus inversiones de una manera más clara:

¿Qué pasa si un banco quiebra?

Imagen de bancarrota para entender ¿Qué pasa si un banco quiebra? Si un banco quiebra, ¿qué pasa con mi dinero?

Seguramente te hayas preguntado… Si un banco quiebra, ¿qué pasa con mi dinero?

Cuando depositas ahorros en una cuenta corriente o en un depósito a plazo fijo en un banco, estos pasan a formar parte de los activos del banco.

Es decir, utilizan ese dinero que has depositado para prestárselo a gente con necesidad de financiación, como los que solicitan una hipoteca.

Cuando un banco quiebra, el dinero que habías depositado está en grave riesgo. Es ahí donde entra el Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) que cubre hasta 100.000€ por cliente.

Entonces, respondiendo a tu pregunta: ¿Qué pasa si un banco quiebra? Si está adherido al Fondo de Garantía de Depósitos, te cubrirá hasta 100.000€ por titular que tengas en cuentas corrientes.

¿Qué cubre el Fondo de Garantía de Depósitos (FGD)?

Vemos qué es, qué cubre yc ómo funciona el fondo de garantía de depósitos (FGD)

El Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) en España es una entidad crucial para salvaguardar los depósitos bancarios y brindar tranquilidad a los ahorradores.

¿Qué cubre el Fondo de Garantía de Depósitos? Este mecanismo de seguridad protege los depósitos de particulares y pequeñas empresas en caso de que una entidad financiera enfrente dificultades financieras o quiebra.

En esencia, el Fondo de Garantía de Depósitos actúa como un colchón protector, asegurando que los ahorros depositados en bancos y entidades de crédito estén respaldados hasta cierto límite.

La función principal del fondo es reembolsar a los depositantes en caso de que su entidad bancaria no pueda cumplir con sus obligaciones de pago. En España, el FGD cubre hasta 100.000 euros por titular y entidad, lo que significa que si tienes depósitos en diferentes bancos, cada uno de ellos estará protegido por separado hasta esa cantidad.

La cobertura del fondo incluye una variedad de tipos de depósitos, como cuentas corrientes, cuentas de ahorro y depósitos a plazo fijo. Además, es importante tener en cuenta que el Fondo de Garantía de Depósitos solo interviene cuando una entidad financiera está en problemas, lo que lo convierte en un respaldo vital en situaciones económicas adversas.

En resumen, el Fondo de Garantía de Depósitos desempeña un papel fundamental en la protección de los ahorros y la estabilidad financiera en España. Al comprender qué cubre el Fondo de Garantía de Depósitos, los depositantes pueden tomar decisiones financieras informadas y confiar en que sus recursos están respaldados por este importante mecanismo de seguridad en el sistema bancario español.

Entidades adheridas al Fondo de Garantía de Depósitos

Las entidades financieras que operan en España y ofrecen servicios de depósito a sus clientes están obligadas por ley a adherirse al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD).

Aquí puedes consultar las entidades adheridas al Fondo de Garantía de Depósitos.

Las instituciones que participan en el Fondo de Garantía de Depósitos incluyen bancos, cajas de ahorro, cooperativas de crédito y otras entidades de crédito autorizadas.

Estas entidades, al formar parte del fondo, se comprometen a cumplir con los requisitos establecidos para asegurar la protección de los depósitos de sus clientes.

Es importante destacar que no todas las instituciones financieras están automáticamente cubiertas por el Fondo de Garantía de Depósitos.

Los bancos y entidades deben cumplir con ciertos criterios y regulaciones para ser elegibles y mantener su adhesión al fondo. Además, es fundamental para los depositantes asegurarse de que la entidad en la que depositan su dinero esté efectivamente adherida al Fondo de Garantía de Depósitos, ya que esta es una garantía vital de seguridad financiera.

Un ejemplo de entidad adherida al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) es MyInvestor, que ofrece depósitos al 3% a plazo fijo (agosto 2023).

¿Qué es el FOGAIN? ¿Qué cubre el FOGAIN? ¿Cómo funciona el FOGAIN?

Vamos a resolver qué es el FOGAIN, qué cubre el FOGAIN y cómo funciona el FOGAIN.

Vamos a resolver qué es el FOGAIN, qué cubre el FOGAIN y cómo funciona el FOGAIN.

El FOGAIN, Fondo General de Garantía de Inversiones, es un pilar fundamental en la seguridad y protección de los inversores en España.

Este mecanismo, similar al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), está diseñado para salvaguardar los intereses de los inversores en el caso de que una entidad financiera que ofrece servicios de inversión se encuentre en situación de insolvencia o incapacidad de cumplir con sus obligaciones. Pero, ¿qué es el FOGAIN y cómo funciona para proporcionar esta protección?

¿Qué es el FOGAIN?

El FOGAIN es un organismo que opera bajo la supervisión y regulación de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en España.

Su principal objetivo es ofrecer respaldo y tranquilidad a los inversores individuales y pequeñas empresas que operan en los mercados financieros.

Al igual que el FGD, el FOGAIN actúa como un amortiguador en momentos de dificultades económicas o quiebras de entidades financieras, brindando una red de seguridad financiera para quienes confían sus inversiones en el sistema.

¿Qué cubre el FOGAIN?

El FOGAIN cubre una amplia gama de instrumentos y productos de inversión, incluyendo acciones, bonos, fondos de inversión y derivados, entre otros.

En caso de que una entidad adherida al FOGAIN experimente problemas financieros, el fondo garantiza la devolución de los activos hasta un cierto límite por titular y entidad. Actualmente, en España, el FOGAIN ofrece una cobertura de hasta 100.000 euros por cliente e institución.

¿Cómo funciona el FOGAIN?

El funcionamiento del FOGAIN se basa en la contribución obligatoria de las entidades miembro, que aportan al fondo para garantizar su solidez y capacidad de respuesta.

En caso de que una entidad enfrentara dificultades financieras, el FOGAIN interviene para asegurar la continuidad de las operaciones y la devolución de los activos a los inversores afectados, dentro de los límites establecidos.

Este mecanismo proporciona una capa adicional de seguridad y confianza en los mercados de inversión.

En resumen, el FOGAIN desempeña un papel crucial en la protección de los inversores en España. Su cobertura y funcionamiento están diseñados para brindar seguridad en los momentos de incertidumbre financiera, ofreciendo a los inversores la tranquilidad de que sus activos están respaldados por un sistema de garantía confiable y efectivo.

Entidades adheridas al FOGAIN

La fortaleza y confianza del sistema financiero se sustentan en gran medida en la adhesión de las entidades al FOGAIN (Fondo General de Garantía de Inversiones). Esta red de seguridad no solo brinda tranquilidad a los inversores, sino que también promueve una mayor transparencia y responsabilidad en la industria de servicios de inversión en España.

Aquí puedes consultar las entidades adheridas al Fondo de Garantía de Depósitos.

Las entidades financieras que ofrecen servicios de inversión, como intermediarios financieros, sociedades de valores y agencias de valores, tienen la responsabilidad legal de adherirse al FOGAIN. Esta afiliación no solo es un requisito regulatorio, sino también un compromiso con la protección de los intereses de los inversores individuales y empresas que confían en sus servicios.

Al ser miembros del FOGAIN, estas entidades contribuyen financieramente al fondo, lo que garantiza su solidez y capacidad para actuar en caso de necesidad. Esta contribución colectiva asegura que el FOGAIN tenga los recursos necesarios para intervenir eficazmente y garantizar la devolución de los activos de los inversores en situaciones de insolvencia o incumplimiento por parte de las entidades adheridas.

La adhesión al FOGAIN no solo implica una responsabilidad financiera, sino también el cumplimiento de estándares y regulaciones establecidos para mantener la integridad del sistema. Las entidades deben operar dentro de los parámetros definidos y cumplir con las prácticas de transparencia y ética, lo que contribuye a un entorno de inversión más seguro y confiable.

Es importante que los inversores estén conscientes de que no todas las instituciones financieras están automáticamente cubiertas por el FOGAIN. Al elegir un intermediario financiero o una entidad de valores, es esencial verificar su afiliación al FOGAIN para garantizar que los activos invertidos estén respaldados por esta capa adicional de seguridad.

Diferencia entre FOGAIN y Fondo de Garantía de Depósitos (FGD)

Cuando inviertes en un fondo de inversión, en acciones, en un plan de pensiones o productos similares el banco actúa de mero intermediario.

Tu dinero invertido al Vanguard SP500 no está dentro del balance del banco, no se usa para dar préstamos ni nada parecido. El banco o la plataforma de inversión es un mero comercializador, un intermediario. Si quiebra, no afecta a tu inversión.

El único perjuicio para ti es que ahora tienes que cambiar de comercializador. En vez de invertir a través del Banco A ahora lo harás a través del Banco B, pero tus participaciones siguen a tu nombre, nada ha cambiado.

Pero, ¿y si quiebra la gestora del fondo?

Pues tampoco pasaría nada, porque hay una entidad depositaria detrás (banco custodio) que es donde están custodiados tus activos.

Es decir, que no forman parte del balance de la gestora ni del banco custodio. El concepto clave aquí es que, a diferencia del dinero de una cuenta corriente o depósito, tus activos de inversión no forman parte del balance de cuentas de ninguna empresa. No se tocan. Están a tu nombre, bien guardados.

Por último, está el FOGAIN (Fondo de garantía de inversiones) cubre en caso de que alguna entidad entre concurso de acreedores o haya una declaración de insolvencia por parte de la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores) y no devuelva los valores o el efectivo entregado en depósito.

Te protege en caso de fraude/estafa, por ejemplo, que compres acciones a través de un broker pero en realidad no las hayan comprado a tu nombre y se hayan quedado tu dinero.

Concretamente, cubre hasta 100.000€ por entidad y cliente.

Lo que hemos hablado aquí se aplica a las empresas españolas (o empresas extranjeras con sucursal en españa que se adhieran). Cabe aclarar que no todas las empresas están cubiertas por el FOGAIN, tienen que estar adheridas.

Espero que te haya resultado interesante este artículo sobre qué pasa si un banco quiebra, sobre el FOGAIN y el Fondo de Garantía de Depósitos.

Subscribe Form

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio